Nuestras debilidades que impiden el cambio positivo

Os habéis preguntado seriamente ¿por qué no vamos en la dirección que queremos?

¿Por qué nos desviamos con toda facilidad de los propósitos que queremos realizar y parece que seguimos en el mismo punto?

Diariamente me enfrento a estas cuestiones, no solo por mí, sino también por las personas que aprenden en la escuela, así que ya tengo una cierta experiencia con los saboteadores, especialmente los ajenos que se ven más fácilmente 🙂

Podéis culpar a vuestra pareja, al vecino o al jefe, pero tarde o temprano tendréis que superar las dificultades que conllevan las decisiones que toméis y ya no podréis decir que el perro se ha comido los deberes.

Así que no estaría de más que miréis dentro y seáis capaces de trascender vuestras propias limitaciones.

¡Se puede! ¡Se puede!

Puede que esta lista os de alguna pista… son nuestras debilidades:

  1. Nuestra percepción está limitada (en la gran mayoría de las personas) a los cinco sentidos físicos.
  2. El conocimiento aceptado globalmente ( el conocimiento científico) se limita al espacio físico y el tiempo lineal. Con la excepción de los sueños lúcidos, menos mal… :).
  3. El Ego. La mayoría de las personas se identifican plenamente con él, no son nada más que él. El Ego es el rey de su mundo.
  4. Ingenuidad, ignorancia y estupidez. Parece que estas características vienen de serie con el Ego. Si no se hace nada para remediarlo, nos acompañarán toda la vida.
  5. La falta de cuestionamiento acerca de la “realidad de consenso”. Pues sí, aceptamos  barco como animal acuático porque nos lo han dicho nuestros padres o la religión, la sociedad o quien sea. Aceptar lo que nos han dicho como verdadero siempre es siempre más cómodo que llegar a nuestra propia conclusión acerca de las cuestiones más importantes de la vida.

Lo peor es que estas debilidades se retroalimentan entre sí y aunque por ejemplo una persona se afane mucho en estudiar, investigar y leer, si luego se deja llevar por el ego volverá al punto de partida.

Si les dais la vuelta, puede que encontréis nuevas formas de aprender y crecer.

Sería algo así como:

  • Amplia tu percepción (dale cabida a la intuición).
  • Cuestiona el conocimiento, busca tus propias respuestas acerca de todo y luego vuelve a cuestionarlas, tus ideas deben evolucionar constantemente, nunca estancarse.
  • ¿Que hay más allá del ego? Aprende como funciona tu interior.
  • Vuélvete sabio, sagaz, astuto.
  • Sal de la realidad de consenso, sal de la matrix.

Seguiremos con el tema que da mucho de sí…

Un abrazo

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s